martes, 30 de noviembre de 2010

Me gusta la Escuela Pública

Son muchos los debates entre si la escuela privada ó la escuela pública para la educación de nuestr@s hij@s; son muchos los artículos publicados a favor y en contra de cada una de ellas.

Simplemente voy a dejar mi opinión de por qué me gusta la escuela pública, empezando lógicamente porque trabajo en ella.Son muchos los estereotipos en la escuela pública en cuanto a que es de menor calidad, infraestructuras y recursos insificientes,aulas masificadas y muy heterogéneas...son eso, estereotipos.

En la escuela pública nos encontramos con una escuela coeducadora, investigadora, tolerante, cooperativa, participativa, realista...buscando acercar distancias y no alejarlas.

Es muy importante luchar por la igualdad de oportunidades, que tod@s tengamos acceso a lo que queramos estudiar en un futuro; la escuela no es ajena a la sociedad en la que vivimos, es un reflejo de ella, por ellos luchamos por adaptarnos a los nuevos cambios como la multiculturalidad de nuestras aulas; es muy enriquecedor la convivencia de niñ@s de diferentes clases sociales y lugares, tenemos la posibilidad de aprender del compañero, de sus vivencias,...

No estoy en contra de la escuela privada, es más, no conozco su funcionamiento y no voy a opinar de algo que desconozco.

He tenido la oportunidad de trabajar en centros escolares de barriadas de clase media-baja y he podido comprobar que la escuela en si, no juega el papel más determinante en la educación del niñ@, el papel principal lo desarrolla la familia.
Niñ@s de familias muy humildes pero implicadas en la educación de sus hij@s, se desarrollan como personas capaces, saben distinguir lo que está bien de lo que está mal, saben retirarse cuando ven algo que no les gusta, y tienen un arma muy potente: la socialización heterogenea,sabiendo elegir lo que le conviene y lo que no.

Son muchos los factores en la educación del niñ@(genética, ambiente, familia, recursos...)pero si controlamos los factores que están a nuestro alcance, y conseguimos un "edificio" sólido desde su base, ese "edificio" será resistente al viento y podrá llegar desde la escuela pública a donde se proponga.

Pienso que nuestro objetivo común y último como maestros debe ser poner nuestro granito de arena para conseguir que ese niñ@ en un futuro sea un CIUDADANO INTEGRAL.

Os dejo un video muy interesante, es un reportaje sobre una campaña de escolarización en la zona de vallecas(Madrid), pero aplicable a cualquier parte.


2 comentarios:

  1. Hola!Dejé un comentario, pero parece que ha caido en el limbo informático. Decía en él que estoy totalmente a favor de la escuela pública, aunque sí es cierto que entiendo a los/a padres/madres que luchan por un cambio de centro o se van a la privada - si pueden- cuando les toca llevar a sus hijos/as a un centro conflictivo. Es un tema amplio...Besos!

    ResponderEliminar
  2. Estoy totalmente a favor de la escuela pública y además creo que es uno de los derechos que no debemos perder, pues el día en que desaparezca este derecho nos enteraremos de los millones que cuesta la enseñanza privada.

    ResponderEliminar